El técnico portugués Carlos Queiroz debutó con un triunfo al mando de la Selección Colombia, en lo que fue el primer partido de la fecha de amistosos Fifa, luego de que la Tricolor derrotará 0-1 a Japón, en la fría ciudad de Yokohama (Japón).

Si bien los pupilos de Queiroz tuvieron un primer tiempo difícil frente a Japón, en el que no pudieron controlar con propiedad el balón ni realizar el fútbol acostumbrado, sí mostró seguridad y fortaleza defensiva.

Los locales, a través de Doan, Minamino e incluso Muroya, tuvieron la oportunidad de anotar, pero cuando no tuvieron la claridad ni precisión para hacerlo, se encontraron con un Camilo Vargas, que respondió con experiencia y suficiencia ante la ausencia de Ospina.

Fueron 45 minutos iniciales en los que los volantes de marca Wilmar Barrios y Jéfferson Lerma no solo tuvieron deficiencia en sumarse al ataque, sino que en su función, la marca, siempre estuvieron quedados o sin respaldo.

Jugadores como Luis Fernando Muriel, Sebastián Villa y James Rodríguez, generaron desequilibrio con sus movimientos esporádicos al área rival, pero no sostuvieron un ritmo a lo largo del partido.

El primer cambio de la Tricolor se realizó en el minuto 56, cuando ingresó Duván Zapata por Villa. El panorama del equipo de Queiroz cambió y también apareció el gol, luego de que Tomiyasu cometiera una polémica mano dentro de área. 

El tiro penalti Falcao lo cambió por gol. Así, el delantero samario sumó su gol, número 33 en su historia con la Tricolor. 

La reacción japonesa no se hizo esperar. El técnico Moriyasu mandó al campo a Inui (Alavés) y a Kobayashi, mientras Queiroz preparaba la entrada de Luis Díaz (por Muriel) y de Matheus Uribe (por Falcao).

Apenas se estaban acomodando los cambios cuando Nakajima clavó un remate en el cruce entre el travesaño y el palo derecho de Vargas que acompañó la escena con una volada espectacular. 

En el minuto 84, Morelos ingresó por James, quien le entregó la banda de capitán a Camilo Vargas. Premio a un hombre que respondió cuando le llegó la oportunidad.

Al final, un triunfo para Colombia en tierra nipona, el cual le da a Queiroz algo de tranquilidad en lo que fu su debut.

Si bien Colombia sumó una victoria ante Japón, el estratega portugués debe trabajar fuerte para ajustar algunas falencias y rearmar el juego colectivo que caracteriza a la Tricolor.

El próximo juego amistoso será el martes, 26 de marzo, a las 6 de la mañana (hora de Colombia), ante Corea del Sur, en el Seul World Cup Stadium.